Tras la adquisición de la compañía por un Fondo de Capital Riesgo, se analizan los proyectos realizados por la empresa para mejorar los márgenes y prepararla para su venta. Control del equipo directivo y manejo del clima laboral y retención del talento.